Seleccionar página

Los transportadores en Colombia tienen fama de incumplidos, esta fama se debe a que en ocasiones se comprometen con citas de entrega que en la vida real no se cumplen, y cuando los llaman a preguntar por dónde van, algunos dicen que ya están llegando, cuando en realidad aun les falta un buen recorrido.

A continuación, un ejemplo:

Una empresa de concentrados en el interior del país esta esperando que lleguen vehículos desde el puerto con materia prima importada, los vehículos debían llegar a descargar a primera hora de la mañana, sin embargo, eran las 9 am y aun no aparecían en las instalaciones de la planta.

Llaman a la empresa de transporte a preguntar qué pasa, y estos a su vez llaman al conductor, quien les dice que llegará pasadas las 12 del medio día, sin embargo, lo que transmiten es que los vehículos llegaran a eso de las 10 am, por lo cual en la planta deciden dejar la cuadrilla de descargue en el lugar.

A eso de las 10:30 vuelven a llamar a la empresa de transporte y les dicen que llega a las 11:00 AM, sin embargo, ya sabemos que el conductor dijo que estimaba llegar a las 12, por lo que sabemos que efectivamente no llegará tampoco a las 11:00 AM. En ultimas el conductor efectivamente llega a las 12.

Otro caso es el de una empresa de productos para la construcción que se comprometió a entregar a su cliente material para una obra a las 8:00 AM, y se entera por su cliente que dicho material aun no lo ha recibido horas después de la hora pactada cuando este lo llama a quejarse por el incumplimiento.

No es de extrañar que uno de los diferenciales de las empresas de transporte ante sus clientes sea la trazabilidad de la mercancía, y la gestión de su centro de control de tráfico. Sin embargo, hemos identificado que en estos centros de control de trafico el principal enfoque es el del riesgo de robo y contaminación de la mercancía, dejando a un lado el riesgo de insatisfacción del cliente, como si todo el mundo aceptara como algo normal que no se cumpla la promesa de servicio en cuanto a la oportunidad de entrega.

En ControlT, gracias al trabajo en compañía con clientes, hemos identificado adicional a los riesgos asociados a la seguridad, tales como robo y contaminación de la mercancía; riesgos operativos tales como temperatura por fuera de rango, conducción sin pausa; y riesgos comerciales como incumplimiento de citas de cargue / descargue entre otros.

Es por esto que en nuestra plataforma se pueden configurar múltiples alertas que permiten a nuestros clientes parametrizar situaciones cuando haya una posible materialización del riesgo, y los controladores de trafico puedan actuar oportunamente para mitigar el impacto del mismo.